2018: Tendencias digitales que estarán en boca de todos

tendencias digitalesEl ritmo con el que la tecnología avanza es apabullante y quizás mientras escribimos este artículo esas tendencias digitales cambien, de igual forma hemos consultado a expertos y os dejaremos por aquí algunos, de los que quizás, sean los temas de conversación más candentes y términos más buscado en Google para 2018

 

Del Bitcoin al Blockchain

¿Cómo es posible que una moneda virtual como Bitcoin permita transacciones seguras entre personas desconocidas y sin la mediación de una entidad financiera? La respuesta se halla en el Blockchain o cadena de bloques.

El Blockchain es una tecnología que permite intercambiar información, todo el mundo puede acceder a un mismo registro público que se actualiza constantemente sin que nadie por sí sólo pueda alterar este registro. Cada entrada de información nueva se incorpora en uno de los bloques ya existentes o en uno nuevo inmediatamente vinculado al resto. Con un desarrollo de criptografía tan complejo como indescifrable se consigue que funcione este sistema de intercambio de información privilegiada, si su funcionamiento resulta interesante sus aplicaciones a múltiples ámbitos cambiarán para siempre nuestras vidas.

El Bitcoin tiene compañía

Al ser una tecnología tan versátil, era sólo cuestión de tiempo que otros grupos se decidiesen a utilizarla e inventar sus propias criptomonedas: Litecoin, Ripple, Ethereum, etc.

Del mismo modo, hay aplicaciones sorprendentes en modelos de banca digital que consiguen superar los mayores impedimentos burocráticos. Con una tecnología así, los documentos de identidad podrían convertirse un objeto del pasado. La identificación proviene del registro en bloque y de la imposibilidad de cualquier usuario manipular la cadena para falsificar su identidad. Esto permite que, cualquier persona, desde cualquier parte del mundo pueda acceder de forma segura a su información financiera.

Fintech es una de las tendencias más destacadas de 2017 y que no parará de crecer en 2018, miles de empresas están diseñando servicios digitales innovadores con los que nuestra relación con el dinero es y será más eficaz y segura. En el ámbito Fintech,  la tecnología no se ha limitado al uso virtual del dinero sino que se ha expandido desde áreas como educación financiera para el ahorro y la inversión hasta herramientas y plataformas de cambio de divisa y gestión de impuestos. 

El IoT y el análisis de dato invade nuestras vidas

Como es de esperar el acceso continuo y veloz a internet permite que gran parte de los objetos que se utilizan día a día aprovechen sus ventajas: pagos a través del móvil, trámites en las administraciones públicas, taxis y transportes. Cualquier persona que haya firmado un contrato online o haya votado digitalmente ha utilizado casi sin saberlo la misma tecnología en la que se basa por ejemplo tecnologías como Bitcoin.

Según Gartner para 2020 habrá 26 mil millones de dispositivos conectados y la lista no termina con las aplicaciones relacionadas con el mundo empresarial el Internet of Things (IoT) da vida a todo lo que nos rodea. Aspectos como la gestión de las cuentas del hogar, datos de un usuario sobre su alimentación, peso o hábitos deportivos ya están siendo registrados por aplicaciones integradas dentro de los propios artefactos físicos (cafeteras, lámparas, bicicletas y hasta coches) para  optimizar su utilización pero sobre todo para la personalización y aquí tenemos otra gran tendencia que nos dejará el uso del IoT productos y servicios ‘customizados’, adaptados al usuario.

De momento el blockchain no ha permeado en absolutamente todos los ámbitos de los desarrollos disruptivos y aplicaciones del IoT, pero según apuntan expertos como Jason Compton, colaborador de Forbes esto no tardará en suceder. El IoT y el uso de analítica de datos que producen los dispositivos pasarán de ser  impulsores de la revolución tecnológica a pensarse como elementos básicos de la vida cotidiana de cualquier persona.

La popularización de herramientas como las pulseras de actividad (smartbands) o las básculas wi-fi, enchufes que se conectan y desconectan a través de la red y herramientas para la domótica del hogar no son más que el comienzo de una tendencia que se acentuará en el próximo año 2018. Se expandirá hasta áreas como movilidad cuando coches y demás vehículos también cobren vida, abriendo paso al desarrollo de más y más cuestiones tecnológicas relacionadas con retos importantes como la seguridad en redes de conectividad lo que hará que de la ciberseguridad sea otro o quizás uno de  los temas más hablados de 2018.  El próximo año (ya a la vuelta de la esquina) no cabe duda estaremos más conectados que nunca y los continuos cambios tecnológicos no dejarán de crecer.

EDUopinions  y MSMK

Comments (0)

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies